lunes, 26 de julio de 2010

Un Ex es para Siempre

Cuando alguien me dice que prefiere a su mamá porque ella siempre estará ahí, y no a su pareja porque estas pasan, le recuerdo que también un ex es para siempre.

Contando a mi enamorada de cuando tenía veintitantos, he tenido en total 5 parejas. Salvo uno de ellos, con el que dejé de comunicarme, a todos los demás los considero entre mis mejores amigos.

N. no era definitivamente la Novia del Mundial. Y, tengo que decirlo en honor a la verdad: ni mucho menos.

Las mujeres no atraían mi atención. Digamos que pasé mi adolescencia y juventud sólo cumpliendo con el rol que se esperaba de mi. Visitaba prostíbulos con los amigos, tenía enamoradas (con las que no duraba mucho por el poco interés que ponía en el asunto), y hasta tenía fama de mujeriego por el simple hecho que nunca decía que no cuando se presentaba la oportunidad de tener sexo. Claro, estaba inmune a la posibilidad de enamorarme realmente y de querer una relación de largo plazo con una chica. Así que eso, que una mirada queer hubiera identificado fácilmente como gay, me hacía creer entonces que yo era el Jilguero Flores, palomitay, el dulce de las mujeres, más peligroso que el diablo.

Así que N. me eligió a mi. Y se dedicó a educarme en cómo dejar esa vida de picaflor de barrio y ser una pareja correcta. Y N. era persistente. Y yo, bueno, no ponía resistencia nunca a nada, así que me dejaba llevar. Luego de viajes, campamentos, fiestas, visitas a familiares, de cuidarme la billetera en las borracheras, de preocuparse cuando me enfermaba y de ser mi relacionista pública con toda mi familia y mis amigos, llegué a pensar que yo era feliz y que eso, ni más ni menos, era el amor.

Hasta que conocí a F.

No encontré nunca la forma políticamente correcta de decirle a N. porqué ya no quería continuar esa relación que ya había empezado a apuntar a algo serio. Los clásicos: necesitamos algo de espacio, soy yo no tú, démonos un tiempo, no estoy seguro de lo que siento, no eran suficiente para ella. Ya dije que su mayor virtud era la persistencia ¿no?. Y es que además trabajábamos juntos. Y era amiga de mi familia. Así que sabía muy bien que no salía con ninguna otra chica. Y le resultaba extraño. Muy extraño. Y me daba tiempo, me daba espacio. Pero siempre pendiente. Y siempre buscándome con lágrimas en los ojos. Hasta que, varios meses después, cansado de buscar excusas, me confesé. F. es mi pareja le dije, soy gay, y me quedé callado esperando una conmoción. Ya lo sabía me dijo, con una tranquilidad buñueliana que me hacía imaginar, detrás mío, a todo un auditorio riéndose desaforadamente de mi, por lo burro que había sido al no haberle dicho esa simple verdad antes. Fue de esta manera que aprendí acerca de la intuición femenina y que lo mejor, sobre todo con las chicas persistentes que quieren confirmar sus sospechas, es decir de arranque la verdad.

Bueno, N. se convirtió así en mi primera Ex pareja. Han pasado como 20 años y seguimos viéndonos, sigue siendo amiga de mi madre y me cuenta sus cosas con tanta confianza (que me sonroja) como si fuéramos aun enamorados. Desde sus supuestas aventurillas extramatrimoniales hasta, recientemente, cómo hacer para decirle a su esposo que se anime a tomar viagra. Ese vínculo de haber sido pareja unos años nos resulta increíblemente fuerte.

Con F. deberíamos celebrar cada año los años que tenemos de ser Ex. Ya vamos a cumplir 15 de ser felices ex pareja. Y, aunque no nos vemos mucho, es definitivamente mi mejor amigo. Me conoce tanto que solo hay cosas que puedo conversarlas con él. Lamentablemente tanto mis parejas como sus parejas no han ayudado a afianzar mas nuestra relación. Los celos han hecho que, prácticamente, nuestra relación de Exes la llevemos clandestinamente. Exagero. Pero algo así.

Con M. que vive en provincia, igual. Prácticamente nunca dejamos de comunicarnos. Aunque él me llama más de lo que yo lo llamo. Soy un ingrato me dice, aunque yo en estos 10 años de Ex que llevamos, haya viajado allá, por trabajo, más de lo que él viene a Lima. Estuve con él cuando su padre murió hace unos 3 años. Y también cuando cumplió 40 y lo quiso celebrar conmigo. Le recuerdo siempre que cuando lo conocí él tenía 27 añitos y me dijo que lo nuestro, que duró cinco años, era pasajero, solo sexo. Ahora me dice que cuando sea viejo le gustaría venirse a Lima y vivir conmigo.

A R. solo lo ví una vez luego de terminar. Se mostró dolido y yo también. Es la única Ex pareja con el que no pude rehacer nuestra amistad. La falta de comunicación nos mató como Ex parejas. Como si no supiéramos que el tiempo borra todas las heridas.

Con R2 nos hablamos por messenger y por teléfono. Llevamos una relación amable que pienso que con el tiempo se hará más fuerte.



Con C. las cosas son tan recientes que a veces pienso si ya ha dejado de ser mi pareja para pasar a ser mi Ex. O es un Ex que se ha convertido en amigo cariñoso. O es que estamos aún en el largo proceso de terminar. Y francamente como que no hacemos mucho esfuerzo tampoco por acabarlo. Imagino que hasta que uno de nosotros no esté acompañado, seguiremos buscándonos para salir, para conversar, para tener sexo. Hemos intentado ambos nuevas relaciones pero nada, y como seguimos solos, seguimos dependiendo del cariño del otro. Y, lo que es peor, pensando siempre en regresar. Pero hemos estado separados tanto tiempo...

Y ahora estamos acometiendo la osadía de irnos de viaje de feriado largo juntos. Nos corremos del frío de Lima. A probar, creo, si la llama (pese a todas las tormentas) aún se puede encender. Dicho a lo Julio Iglesias ¿Tropezaré de nuevo con la misma piedra? ¿En cuestión de amores nunca aprenderé? ¿Pese a que fui en tu vida una diversión, un juguete de tu colección? Ufff... (No me preguntes quien es Julio Iglesias por favor).

3 comentarios:

Arian Maniac dijo...

Hola como estas, me gusta tu blogg, y gracias al Hi5 pude tener acceso a este espacio tuyo.
Me gusta lo que cuentas, me parece que si querer estas dandome algunas enseñazas con respecto a esto de las parejas y ex parejas. Yo me he tenido 4 relaciones, de las cuales 2 puedo considerarlas parejas. Con las 2 que considero parejas, solo me llevo bien con 1, con la otra, a pesar de haber pasado mucho tiempo aun sigue resentido porque no comprende porque lo deje (pero si hasta me engañaba!). Entonces no lo puedo ver como amigo porque no quiere reconocer sus errores, me culpa de todo y cree que le malogre la vida.
Con el otro si, bacan, somos buenos amigos, salimos de juega en grupo, todo pajita. Hasta nos contamos nuestras aventuras... lo maximo.
Lo que veo es que en tu caso tu sigues tirando rico con tu ex... no se como sera eso, es rico? se siente bien? no te sientes enamorado? cuando duermes a su lado y por ahi te acurrucas en su hombro no te dan ganas de tenerlo mucho tiempo asi? al despertarte no sientes nostalgia de que ya te vas a tu casa y el tambien?
Dicen que el buen amante nunca se enamora, pero porque tendriamos que ser de piedra?
Un abrazo
arianmaniac
arianmaniac@hotmail.com

Charlie dijo...

Hola Buscando

Es bonito leer lo que escribes en su 90 % sabes mi forma de pensar (titulo personal claro esta) Difiero algo con respecto al Orgullo, mas parece un arnaval o la gente lo lleva de esa forma.
Yo creo que los gays somos como las religiones del mundo, cada uno profesa su propia verdad ( LOs varoniles, los afeminados, los tranformistas y demas). Si algunas veces a nosotros nos confunden me imagino como se puede confundir un Hetero. Ya no necesitas buscar pareja. Tienes una pareja ... solo parece que nod eseas compromisos ahora.
Saludos.

Anónimo dijo...

http://site.ru - [url=http://site.ru]site[/url] site
site